Gestiones: CA.DI.ME y la FAPS fueron recibidas por el Ministro de Salud de la Nación. Se plantearon las graves dificultades que afronta el sector de la salud – CA.DI.ME.

Gestiones: CA.DI.ME y la FAPS fueron recibidas por el Ministro de Salud de la Nación. Se plantearon las graves dificultades que afronta el sector de la salud

CA.DI.ME, integrando la FAPS, fue recibida por el Ministro de Salud de la Nación Dr. Mario Russo y su equipo, audiencia en la cual se plantearon las serias y urgentes dificultades a resolver, como ser la Emergencia Sanitaria, el programa FESCAS, la necesidad de transformar la situación del IVA en Crédito Fiscal computable, los largos plazos de cobranzas frente a la alta inflación, el notable incremento de insumos y medicamentos, entre los principales problemas.

El Ministro afirmó que se encuentran trabajando en distintas vías de solución a estos inconvenientes y que está en dialogo permanente por la grave situación del Sector con las autoridades principalmente de la secretaria de Trabajo y de la AFIP.

Mediante la entrega de un Documento, se manifestó que el sector se encuentra en una profunda crisis de financiamiento desde hace décadas producto de una serie de factores concurrentes que generaron una dinámica muy compleja de resolver. Entre dichos factores se mencionaron la aparición de tratamientos y medicamentos de altísimo costo, el envejecimiento de la población con el consiguiente gasto en salud que ello representa, la judicialización de casos que impacta negativamente sobre la caja de los financiadores, la obligatoriedad de cobertura de servicios sociales al área de discapacidad, como ser transporte y educación, la legislación de tratamientos por enfermedad sin el consiguiente financiamiento. Todo esto, más las recurrentes crisis económicas financieras han llevado al sector a una crisis casi terminal.

La dinámica de nuestra actividad es sumamente compleja. No somos formadores de precios y no podemos fijar aranceles con libertad, conforme nuestros costos y gastos.

Aproximadamente el 60% de nuestros egresos es la inversión en capital humano y nuestros costos se encuentran fuertemente dolarizados ya que muchos de los insumos y medicamentos son importados y han sufrido aumentos desorbitantes en los últimos meses.

En momentos de alta inflación y acomodamiento de la economía, nuestra situación financiera aumenta la enorme debilidad y pone en riesgo la sustentabilidad del sector, ya que nuestros egresos corrientes son a 15 días promedio de devengados y nuestros ingresos a 120 días a valores históricos, destrozando el poco capital de trabajo y sin ningún tipo de acceso al financiamiento.

Es por todo esto, que solicitamos que mientras se vayan corrigiendo los desequilibrios y ordenando la economía, se tomen las medidas fiscales y de apoyo al sector que permitan la supervivencia del mismo. Entre ellas mencionamos:

(i) continuidad del programa FESCAS hasta tanto se recupere el financiamiento de las obras sociales y podamos tener aranceles razonables,

(ii) eliminación de los aranceles de importación y el IVA para insumos, medicamentos, equipamientos,

(iii) reducción de cargas y contribuciones patronales,

(iv) eliminación del impuesto al débito y crédito,

(v) utilización del crédito fiscal no computable por el impuesto al valor agregado,

(vi) restricción de iniciar acciones legales y penales contra los prestadores del sector salud, así como la imposibilidad de llevar a cabo embargos, medidas cautelares, apremios, ejecuciones y medidas coercitivas por parte de la AFIP,

(vii) racionalización de obras sociales con pocos afiliados que reciben subsidios para dar mayor financiamiento al sistema,

(viii) liberación de los coseguros y copagos por parte de la Superintendencia de Servicios de Salud,

(ix) creación de una norma para prestadores independientes y autónomos de la salud,

(x) exención del impuesto PAIS para pagos realizados por efectores privados de la salud,

(xi) reducción de la tasa de justicia,

(xii) implementación de programas y planes de facilidades de pago abarcando tributos, intereses y multas, y la creación de un plan de pago especial que permita la cancelación en cuotas, venciendo la primera de ellas a los 90 días del vencimiento de la obligación de contribuciones patronales y el impuesto al valor agregado,

(xiii) establecer una tarifa diferencial destinada al consumo de servicios esenciales (energía eléctrica, gas y agua) dirigida exclusivamente a los efectores privados de la salud.

La Federación Argentina de Prestadores de Salud está conformada por ADECRA (Asociación de Clínicas, Sanatorios y Hospitales Privados de la República Argentina), CEDIM (Cámara de Entidades de Diagnóstico y Tratamiento Ambulatorio); CEPSAL (Cámara de Entidades Prestadoras de Salud); CONFECLISA (Confederación Argentina de clínicas Sanatorios y Hospitales); CADIME (Cámara de Instituciones de Diagnóstico Médico); AAEG (Asociación Argentina de Establecimientos Geriátricos); AISAME (Asociación de Instituciones de Salud Mental de la República Argentina); FEM (Federación de Cámaras de Emergencias Médicas y Medicina Domiciliaria); AHC (Asociación de Hospitales de Colectividad).

Compartir en:
Open chat
¿Necesita ayuda?
Hola. En qué podemos ayudarlo?
×